Lactancia materna y culpabilidad

Estándar

A raíz de la lectura de un artículo del diario El Mundo: ¿Y si no doy el pecho seis meses? vinieron a mi mente multitud de pensamientos que ya bullían y pensé que era el momento de ordenarlos.

El artículo se pregunta qué ocurre con las mujeres que no dan el pecho o que no culminan como mínimo los seis meses aconsejados por la OMS, proclama que pueden sentirse culpables y que la presión social es muy grande.

En primer lugar resuena en mi cabeza la palabra CULPABILIDAD, es un concepto que parece perseguir a las mujeres, cuando lo que somos no se corresponde con lo que se espera de nosotras. Si no tienes hijos, mal. Si los tienes, peor, ya estás fuera del juego y no porque lo decidas libremente. En el tema del aborto, ni entramos, mal, mal y peor, hagas lo que hagas. Si no das el pecho, actitud horrible. Pero si lo das, ojo, ni se te ocurra adelantar las tomas antes de que hayan transcurrido tres horas, que no se duerma en tus brazos y del colecho ni hablamos. Y se me olvidaba, si das el pecho, solo el tiempo prescriptivo que se acepta socialmente, no se exactamente de cuanto tiempo hablamos pero antes de que te des cuenta ya te miran de reojo porque tu hijo es demasiado mayor. Continúo, si trabajas, fatal, ¿quién cuida a tus hijos? ¿Y si no lo haces? ¡Por favor, con los tiempos que corren!

La indignación comienza en el estómago y me sube hasta que me arde el rostro. Estoy cansada hasta decir ¡BASTA!

La infantilización de la mujer es continua. Señores y señoras basta ya. Pienso que somos todos adultos y que estamos capacitados para decidir según nuestras expectativas, conocimientos y sentimientos. También he escuchado hablar de la presión por parte de lobbies de lactancia y esto me pone un poco nerviosa, a saber, ahora conocemos los infinitos beneficios de la lactancia materna y también el bajo porcentaje de éxito, por lo que lógicamente en los centros de salud se promueve y aconseja y los hospitales están forrados de pósters que indican la postura adecuada en las alas de maternidad, como en la sección de odontología se especifica con gráficos como cepillarnos de manera adecuada los dientes.

Los grupos de lactancia vienen a cubrir una necesidad esencial de nuestra sociedad y no a reprochar o perseguir a las madres que deciden dar biberón. Pienso que adolecemos de una desinformación infinita, mitos desafortunados, consejos nefastos, una cultura visual de la lactancia deficiente, represión, y falta de naturalidad total. Estas son algunas de las causas que conducen al fracaso de la lactancia. Tampoco quiero pasar por alto la insuficiente baja maternal de 16 semanas, ¿cómo podemos ofrecer 24 semanas de lactancia exclusiva a nuestros hijos, con semejante permiso? Es en estas circunstancias donde se complica todo y las madres que quieren seguir dando el pecho tienen que renunciar a sus empleos, pedir reducciones y excedencias o trabajar desde casa. Y esto es una decisión personal impregnada de entrega.

En el artículo hablan de que la lactancia exclusiva durante seis meses para algunos padres es “un objetivo poco realista”. ¡Cómo me llena de tristeza que hayamos llegado a este punto! ¿Es poco realista que un bebé humano se alimente de la leche de una madre humana? Tenemos que luchar por los cambios políticos que proporcionen el tiempo y por la información de calidad que resuelva las interferencias que se producen en el proceso, para no encontrar más madres frustradas, que no culpables, porque han querido y no han sabido cómo. Erradiquemos la culpabilidad, porque sobre el cuerpo de una mujer sólo decide ella y las que decidan libremente y con madurez que prefieren otra cosa, no deben ser juzgadas, ni censuradas.

Distinto es que tengamos que “comulgar con ruedas de molino” y aclamar la leche de fórmula como la mejor manera de alimentar a nuestros hijos. La ciencia avanza irremisiblemente, aunque le volvamos la espalda. Enseñemos a nuestros hijos creacionismo, si nos place, cambiando si es preciso los libros de historia, pero  conscientes de lo que decidimos y conociendo que la verdad es otra y se llama evolucionismo.

Anuncios

»

  1. Magnífica y necesaria entrada, nacida de la experiencia y contada con el corazón. Comparto tu visión de que nuestra sociedad vive el fracaso de sus ideales de fomento de espacios de libertad individual y colectiva, nacidos desde la información y el respeto, y que, en lugar de ello, sufrimos con creciente frustración una eternamente renacida mentalidad moralizante, sentenciosa y culpabilizadora. Además, nuestro sistema económico sigue estando más cerca de una sociedad esclavista que de otra cosa. Parece que ya sólo en algunos países, y con problemas, se sigue manteniendo el proyecto de que una sociedad justa e igualitaria es posible, mientras que en otras partes nos vamos convenciendo de que lo intolerable no sólo es necesario sino imprescindible. Creo que no exagero cuando hablo de esclavos. El amo antiguo, al menos, cuidaba de las madres de su propiedad porque suponían la generación de nueva riqueza; ahora parece que los niños crecen en macetas. Cuando considero qué poco cuidan los nuevos amos a las madres siento VERGÜENZA.

    • Muchas gracias Auberiv por tus palabras, nos indignamos y con razón. Pero cada día me convenzo más de que estos sentimientos son necesarios para que haya un movimiento y poco a poco crezca como una bola de nieva que rueda y rueda. De momento el panorama es desalentador, pero puedo ver como, al menos, es mejor que hace 20 años.
      Un beso

    • No cariño, que no te ataque la culpabilidad, más bien la indignación, lo intentaste y pudiste hasta que te fue posible. Son muchas las circunstancias que nos lo ponen difícil, no nos podemos sentir culpables encima, necesitamos toda nuestra energía positiva para criar a nuestros hijos.
      Un beso infinito

  2. Me ha gustado mucho tu entrada.
    La culpa parece que siempre nos persigue a las madres.
    No se trata de no hacer sentir culpables a la madres que no dan el pecho dulcificando el mensaje sino ampliando la baja de maternidad y tomando medidas en ese camino.
    Sabes lo que es lo mejor, luego cada es libre de decidir lo que quiere hacer, y si una mujer se siente culpable por no dar el pecho quizás es (como decía otra mamá bloguera) porque sabe que lo podía haber hecho de otra manera. Otra cosa es que la mujer se encuentre con dificultades, entonces habrá que ayudarla y apoyarla para que su lactancia sea exitosa.
    Un abrazo

    • Hola Carol! Si muchas son las circunstancias que determinan el final de la lactancia y para mi lo ideal sería que aquella mujer que decida no dar el pecho o terminar mas pronto que tarde, lo decida y punto, y no se sienta culpable, porque es una decisión madurada y pensada y lo tiene claro. Lo que me preocupa es el grupo de mujeres que se deja llevar por la inercia social, después se siente mal y en lugar de analizar los condicionantes que han precipitado el abandono de la lactancia, para mejorar en caso de tener otro hijo (pues si no les gusta su decisión de ahora, preferirían otra), se dedican a poner el grito en el cielo en contra de las supuestas “talibanas de la lactancia”, eso me molesta mucho.
      Gracias por tus palabras, un abrazo!

  3. Preciosa, me encantó tu post. ¡Basta ya!
    Las mujeres somos criticadas por todo, tomemos la postura que tomemos. Particularmente, prefiero que me critiquen por hippie, naturalista, consentidora, y que hagan ¡Plop! cada que se enteren que mi profesión de Ingeniero está en Stop mientras la peque esté pequeña, etc. De esta manera no me siento culpable en lo más mínimo porque sé que mi hijita está recibiendo el mejor alimento y los mejores cuidados: Los de su madre.
    ¡Abrazos!

    • Gracias por pasarte! En mi ingenuidad, pienso que en algún momento se acabarán las críticas y los juicios, pero tienes razón, esa es la mejor actitud, si han de criticar que critiquen, pero orgullosas de nuestras elecciones y convencidas de que son acertadas.
      Un abrazo y gracias por compartir tu experiencia.

  4. ¿Hasta cuándo tendremos que soportar tanta presión…? De nosotras depende empezar el cambio para que nuestros hij@s vivan en una sociedad más libre y tolerante. Llevo meses apuntando en una libreta qué cosas no pienso decir a mis hijos cuando sean padres, porque en realidad no hay que decir nada: que sigan su instinto, no hay más… ¡Me ha encantado tu post!

    • Totalmente de acuerdo, tenemos que empezar nosotras y no dejar que se nos infantilice ni una vez más. Y me parece una gran idea confíar en nuestros hijos, primero confíemos en nosotras y después ellos desarrollarán también su instinto. También apuesto por una sociedad mas libre y tolerante, BASTA YA!
      Un beso Teresa

  5. Excelente reflexión. Lo que no se puede es ser una talibana y menospreciar a las madres que, por lo que sea, deciden darle leche de fórmula a sus bebés. Yo no puede darle leche materna porque estaba a tratamiento y me he sentido terriblemente culpable, mala madre,…
    Y estoy convencida que es por la presión social, con asociaciones prolactancia, carteles por todas partes, anuncios de tv,… Esto es igual que la presión por la delgadez y la belleza, los modelos que nos imponen.
    Ahora el modelo de buena madre es la que da la teta a los tres años. Y yo creo que hay muchos modelos de madre, cada una con sus creencias, sus circunstancias,… pero ningún modelo es mejor que otro.

    • La censura y el menosprecio es un mal endémico de la sociedad en general, de hombres y mujeres. Siento muchísimo que te hayas sentido así, te acompaño con dolor porque nadie debería sentirse así, hacemos lo que creemos mas oportuno. Desconozco que tratamiento te obligó a dejar la lactancia, pudo ser un mal consejo médico, no lo descartes, en tal caso hiciste lo que se te recomendó, y si realmente era incompatible, imagínate, no hay discusión ni razón de ser para tu malestar. Tengo un amigo que siempre me dice que todo es natural, la leche materna es natural sale de la mujer, pero la leche de fórmula también la han creado las personas, sigue siendo algo natural, natural para la especie humana que es altamente científica.
      Sin embargo siento discrepar contigo, se hace apología de la lactancia materna, porque es lo mas recomendable y aún así las tasas de fracaso son altísimas, precisamente por todo lo contrario, no esta extendida y tenemos problemas para desarrollarla con facilidad, no lo vemos en la calle, ni en el cine, ni en los cuentos, ni en los dibujos animados, surgiendo por ejemplo problemas para colocar al bebé adecuadamente al pecho, no tenemos referentes visuales y esto es algo tan básico como la postura. Los carteles solo los he visto en los centros de salud y me parecen muy necesarios por esto que te cuento, no se si te has enterado pero por ejemplo en Facebook han censurado imágenes de lactancia materna por obscenidad. Y las asociaciones de lactancia están para que nosotras recurramos a ellas, cuando tenemos problemas, como grietas, dudas por consejos inadecuados (como que no tienes leche suficiente, todas tenemos suficiente, que debes esperar tres horas entre toma y toma, otra falacia y así hasta el infinito) etc. gracias a ellas podemos lograr lactancias mas satisfactorias.
      Pero por supuesto no hay un modelo de madre mejor que otro, quizás una alimentación mas adecuada, pero eso no lo es todo, no te sientas mal ni un poquito, las madres nos necesitamos las unas a las otras para apoyarnos, ya no vivimos en poblados con muchas mujeres y niños alrededor compartiendo, estamos solas y nos necesitamos y para eso esta la tribu 2.0
      Un abrazo grandísimo y gracias por compartir

      • Sí, yo también creo que fue un mal consejo médico. Pero lamentablemente ya no hay marcha atrás. Quizás el haber dado el pecho me hubiera ayudado.

      • Podemos aprender del pasado, pero eso no implica torturarnos, recuerda el lema del post BASTA YA, hiciste caso del experto (supuestamente), y afortunadamente no solo hay un camino, no mas culpabilidad. Un hueso duro es la pediatría, para nada son expertos en lactancia y sus primeras recomendaciones son siempre en detrimento de la lactancia, ahí queda mucha lucha.
        Un beso muy grande Mamá Baby Blue

    • Yo tambien me siento fatal, no pude darle mas que un mes, con normalidad, luego todo eran problemas para mi, y mi niño. Yo dia y noche llorando, por que queria con toda mi intencion darle leche materna, y mi niño llorando, por que no habia manera de alimentarle. Fueron dos semanas horribles para los dos. Hasta que las abuelas, que fueron madres, y saben mucho mas de lo que parece, me hicieron ver que así no podia seguir. Resultado, leche artificial, y culpabilidad. Mal estar constante, y impotencia cuando me preguntan, por que biberon?? No tienes leche?? No sirven tus pechos para alimentar a tu hijo?? Dia si y dia tambien. Como si yo sola no tubiera suficiente.
      Espero que esto cambie. Yo por mi parte, no voy a preguntar a nadie; que le das, teta o bibe?? Cada una hace lo que quiere, o lo que puede. Y todo esta bien.

      • Hola Aintzane. No te sientas mal, tuviste una mala experiencia con la lactancia, pero hay tantas cosas que te vinculan con tu hijo que no deberías perder ni un minuto en sentirte mal porque eso te merma energía para disfrutar de lo que tienes. Las preguntitas son odiosas, desde luego, yo no las soporto, todo el mundo interviene cuando no tiene nada constructivo que aportar. La lactancia se nos hace difícil por muchas causas, y una de ellas son las interferencias de personas desinformadas. Nos suele faltar confianza en nuestra capacidad para producir leche, y esto nos hace sufrir, un grupo de lactancia te habría ayudado, al frente están personas que están formadísimas y que se vuelcan muchísimo, porque las madres comunes solo tenemos el ejemplo de lo vivido y cada mujer y cada niño es un mundo. No dudes nunca de tu capacidad de amamantar eres tan mujer como cualquiera, solo fallaron los consejos, además tu bebé tuvo el calostro que es lo mas importante.
        De todos modos si no se te ocurrió esto, bien está lo que hiciste, debías hacer algo para estar mas tranquila y feliz y esto por encima de todo, es lo que mas necesitan nuestros niños, una madre feliz, no te tortures no merece la pena.
        Un abrazo grande

  6. Precioso y cierto, me quito el sombrero Mamá corchea! Estoy contigo en que lo realmente necesario es ir a la raíz de esa culpa, culpa continua y excluyente lo hagas como lo hagas. De dónde sale ese complejo de culpa? Pues de una sociedad que vuelve la espalda a lo femenino en su naturaleza y sus ciclos, entre otras cosas creo yo, que critica, etiqueta y censura antes de conocer siquiera. Que es capaz de alabar un día una conducta y al día siguiente echarla por tierra sin pestañear…
    Gracias por esta entrada, con tu permiso la comparto 🙂
    Y esa foto…. qué belleza!!!
    Millones de besos

    • Certera como siempre, la raíz de esa culpa y la exclusión de lo femenino. Ahora debemos ser mujeres y hombres a la vez y eso no es posible, necesitamos amplitud de miras, que realmente se nos vea y que no tengamos que encajar en un concepto manido y viejo, sino en uno nuevo que respete como dices los ciclos femeninos.
      Gracias por compartir amor.
      Te debo una foto, pero estoy buscando algo mejor a ver si llega.
      Besos

  7. GRACIAS! Estoy hasta las narices de sentirme culpable! Ayer mismo leí un post de una chica que me hizo hervir la sangre porque, como quien no quiere la cosa, nos acusaba de “malasmadres” y “malospadres” a todos aquellos que por decisión u obligación tenemos que utilizar las guarderías para ir a trabajar… casi me sentí mal! ¿Porqué nos tenemos que acusar los unos a los otros una y otra vez de que todo lo que hacen los demás distinto a lo que hacemos nosotros esta MAL? y no solo eso, es que además hagas lo que hagas, le estas causando a tu hijo un trauma incurable que le perseguirá toda su vida haciéndole desgraciado para siempre! Y yo tampoco puedo más, no quiero seguir escuchando esas voces que me hacen daño, a partir de ahora reclamo mi derecho a hacer LO QUE ME DE LA GANA SIN SENTIRME CULPABLE! así que gracias por decir (y tan bien) lo que llevaba tanto tiempo también dentro de mí.

    • Gracias a ti por tu experiencia, me alegro de que mis palabras hayan resonado en ti.
      Hacernos responsables de nuestras decisiones y no culpabilizar es importante. Cada familia sabe sus circunstancias y toma las decisiones que mas le convienen. Si alguna decisión de las que tomamos no es la que mas nos gusta, lo único que podemos hacer es ser mas visibles a nivel político para que poco a poco podamos tener mas opciones y mejores políticas de conciliación.
      Como decía mas arriba, lo que mas merecen nuestros hijos es padres felices que les contagien de buena energía, la culpa no sirve de nada.

  8. Gracias. Qué gusto da ver plasmado en palabras lo que tú misma sientes y no eres capaz de expresar. Porque existe una actitud defensiva de muchas madres hacia las campañas prolactancia y las asociaciones de apoyo, como si fueran las responsables de la frustración de aquellas que quisieron lactar y no pudieron. Así que siempre ando con pies de plomo, porque quiero ser respetuosa, pero por otro lado no me gusta quedarme callada cuando escucho comentarios negativos acerca de la “presión culpabilizante de las asociaciones prolactancia”.

    Acabo de descubrir tu blog, ya tienes una seguidora más. Un abrazo

    • Muchísimas gracias por acercarte a mi rinconcito, me emociona que te haya gustado. No me puedo poner a nivel real, en el lugar de una mujer que no da el pecho, entiendo que la culpabilidad puede ser intensa, pero no comprendo esa cruzada, no creo que ninguna experta en lactancia se vaya a entretener persiguiendo a las portadoras de biberones, tendría demasiado trabajo, el número es infinitamente mayor. Puede que sea algo así, como cuando estás embarazada y de pronto por la calle no ves otra cosa que barrigas prominentes. Me parece que se debe hacer visible este hecho porque las dificultades ya son muchas como para bombardear mas la lactancia materna.
      Un beso grande y gracias por comentar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s